El Constructor

La construcción, según cómo (y quién) se mire

axel kicillof - cámara argentina de la construcción - créditos hipotecarios - jorge banchik

Construcción

El Plan ProCreAr fue, durante el año que se va, la gran apuesta oficial para mantener en un importante nivel al sector de la construcción, con todo lo que eso genera en cuanto a mano de obra y a su incidencia en la economía en general. Pero el resultado no fue el esperado, ya que se notó una merma. Para el oficialismo y sus seguidores, la situación es disimulada con la esperanza de un reacomodamiento en 2013. Pero desde la vereda de enfrente hay quienes no dudan en calificar como “preocupante” o directamente “mala” a la realidad en este sentido.

 

El viceministro de Economía Axel Kicillof, uno de los hombres más mediáticos del año, sostuvo en las últimas horas que el ProCreAr posibilitó un crecimiento de cinco veces en el crédito hipotecario. Basado en este concepto, además llamó a los empresarios de la construcción respaldar las medidas del Gobierno y mantener el empleo. También dijo que en los seis meses transcurridos desde el lanzamiento del programa suman 11.900 las hipotecas iniciadas y se registran 3.000 escrituras por casi 800 millones de pesos. “Hay casi 3.200 créditos aprobados y pendientes de escrituración, mientras los trámites iniciados en proceso de tasación (revisión del terreno) se acercan a 4.300", explicó.

 

Optimista, apuntó a que habrá nuevos créditos para familias sin terreno propio. Y destacó que en los próximos días tendrá lugar el llamado a concurso para directores de obra, así como para la construcción de infraestructura de servicios y obras de equipamiento urbano: redes de agua, cloacas, gas, electricidad, obras pluviales, pavimentos, veredas, alumbrado público, espacios verdes y plazas.

 

También fue a los números: “Podemos hablar de unas 16.000 viviendas. Los recursos que se volcarán en 2012-13 rondarán entre 30 y 40.000 millones de pesos".

 

Como conclusión, estimó que la construcción de las 100.000 viviendas de la primera etapa del plan ProCreAr implica el equivalente a 1,5% de crecimiento del producto interno bruto (PIB), agrega 4,3 puntos a la inversión y genera no menos de 300.000 puestos de trabajo.

 

Pero hay otra cara para la misma moneda. En la construcción no todos ven con buenos ojos el futuro, así como tampoco sienten que el 2012 haya sido un año tan bueno. Uno de los que alzó la voz fue el presidente de la Cámara Argentina de la Construcción filial Salta, Jorge Banchik.

 

Para él, la actividad fue menor si se la compara con otros períodos. Y si ve un mejor panorama se debe, según él, a que habrá elecciones legislativas.

 

Consultado acerca del proyecto que estudia el Gobierno, basado en una propuesta de la Cámara Argentina de la Construcción, según el cual es viable dar créditos hipotecarios con una tasa del 6 %, mostró sus dudas. En su opinión, estos planes suelen quedar en anuncios. Y si se concretan, no siempre llegan a quienes los necesitan.

 

Hay, entonces, dos veredas bien opuestas para un mismo tema: el de la construcción.