El Constructor

La Provincia de Buenos Aires, castigada por lluvias

inundaciones - provincia de buenos aires

Infraestructura

Diversas ciudades del noroeste bonaerense sufrieron en carne propia el peso de la tormenta que azotó a esa zona y a la ciudad de Buenos Aires durante este último jueves; de esta forma, volvieron a padecer el problema de las inundaciones, algo que se había repetido a comienzos de esta misma semana.

 

El lunes, por ejemplo, un tornado pasó por la localidad de Ameghino. Situación similar se vivió en General Villegas y Carlos Tejedor, donde las inclemencias provocaron estragos.

 

Los daños materiales que padecieron estas zonas como consecuencia de las fuertes lluvias fueron incontables. Basta con ver, sólo como ejemplo, lo sucedido en la localidad de Las Flores.

 

El intendente de Ameghino, Francisco Irribarrren, apenas atinó a definir la situación como “muy complicada”, aunque para los vecinos la calificación podría haber sido más contundente.

 

"Priorizamos a las familias y la evacuación de las personas que tenían daños en sus viviendas, pero están apareciendo los daños en tanques y voladuras de pilares que obviamente tienen impacto en las viviendas”, agregó el funcionario en declaraciones que publica el Diario Hoy, de La Plata.

 

"Teníamos previsión de lluvias, pero no de tornados. Y este duró un minuto, de los que son eternos. No hubo heridos de gravedad pero sí daños muy grandes estructurales, como alumbrados públicos y la voladura de un galpón", explicó además Irribarren.

 

General Villegas también padeció el mal clima. Grandes vientos atravesaron el centro de la ciudad y a su paso provocaron la caída de árboles y voladura de techos. Si bien no hubo que lamentar heridos de gravedad, sí se tuvo que recurrir a la auida de los bomberos locales para ayudar a familias que fueron afectadas por el temporal.

 

En Carlos Tejedor, una muy importante cantidad del distrito quedó a merced de las inundaciones, que se produjeron como consecuencia de las repetidas lluvias que aquejan la zona desde la última semana.

 

Un productor definió a la situación como “dramática”.