El Constructor

Yacyretá puso en marcha dos nuevas turbinas

nuevas turbinas - Yacyretá

Infraestructura

La Entidad Binacional Yacyretá (EBY) puso en funcionamiento, en la localidad correntina de Ituzaingó, dos nuevas turbinas que permitirán mejorar la eficiencia y ampliar la capacidad de generación, en un acto encabezado por el presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez.

El mandatario y los directores de la compañía, el argentino Ignacio Barrios Arrechea y el paraguayo Nicanor Duarte Frutos, asistieron además a una detonación controlada como parte del avance de las obras de construcción de la represa Aña Cuá.

Las dos nuevas unidades de generación de energía -las turbinas U1 y U3- fueron puestas en marcha en la central hidroeléctrica ubicada sobre el río Paraná, luego de 26 años de servicio de las antiguas máquinas, informó el ente binacional tras el encuentro en Ituzaingó.

Asimismo, se dio inicio al programa de excavación en piedra de la central hidroeléctrica que se construye en el brazo Aña Cuá, con la detonación de la primera voladura de una serie que se extenderá hasta febrero de 2021.

Los trabajos que se están realizando son construcción de obras temporarias (ataguías, caminos, líneas eléctricas de obra, campamento, obradores, comedores, plantas de hormigón, planta de trituración, polvorín), excavación de suelo en zona de casa de máquinas, canal de aducción, canal de restitución y bombeo para control de agua.

Abdo Benítez, quien llegó acompañado del vicepresidente Hugo Velázquez, consideró "un hecho histórico la puesta en marcha de estas dos turbinas que van a mejorar la calidad y la producción de la Entidad Binacional Yacyretá", y subrayó "el concepto de binacionalidad que permite fortalecer Yacyretá como una empresa única, que tiene dos accionistas, pero es una empresa única”.

A su vez, Barrios Arrechea, destacó que “estos procesos permitieron y van a permitir un gran ahorro en tiempo para la rehabilitación de las próximas turbinas, lo que significa más producción, más energía y más vida útil”.

El proceso de rehabilitación de las turbinas U1 y U3 demandó 15 meses de trabajo de más de 150 especialistas del Departamento Técnico de la EBY, con la supervisión de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional de Misiones (UNaM) y el Consorcio Internacional CAPY (Impsa-CIE).

De acuerdo con lo explicado por la compañía, las turbinas que se pusieron en marcha se encuentran dentro del programa estratégico para la recuperación del parque generador y el recambio realizado representa una extensión de la vida útil de entre 30 y 40 años.

Las dos turbinas fabricadas por el consorcio encabezado por la empresa de tecnología e infraestructura Impsa, es parte de la primera etapa en la que se reemplazarán 6 de las 20 turbinas, tras registrarse fallas en las máquinas originales de fabricación alemana.