El Constructor

En el puerto de Bahía Blanca trabajará la draga más grande que haya operado en la región

draga - Jan de Nul

Maquinarias

Jan de Nul, la empresa familiar belga especializada en dragado, obras portuarias y marítimas, trajo al país la draga de gran porte Gerardus Mercator, que realizará obras en el puerto de Bahía Blanca.

 

La firma se adjudicó dos licitaciones en el enclave del sur bonaerense, vinculadas a la adecuación, profundización y mantenimiento del canal de acceso de casi 100 kilómetros, y de los sitios de atraque y maniobra.

 

Para cumplir con tal contrato, Jan de Nul trajo la draga más grande que haya operado en la región.

 

Porte

 

La Gerardus Mercator es una draga de tolva de succión de 153 metros de eslora y cuenta con una capacidad de alcántara de 18.000 metros cúbicos. Su profundidad de dragado alcanza los 112 metros.

 

Recientemente, de hecho, la embarcación realizó en Taiwán una trinchera de 100 metros de profundidad para instalar un extenso gasoducto submarino. Llegó a Bahía Blanca luego de realizar dragados en Brasil.

 

Obras en Bahía

 

En Bahía Blanca, la vía navegable de acceso a las terminales portuarias está conformada por un canal de 97 kilómetros de largo y 190 metros de ancho de solera. Su profundidad permite la navegación de buques de hasta 45 pies (13,72 metros) de calado.

 

Dicho canal se inicia frente al muelle de elevadores en Ingeniero White (kilómetro cero) y tiene sobre su margen norte otros puertos como la Base Naval (kilómetro 20) y Rosales (kilómetro 25).

 

La draga de Jan de Nul trabajará para asegurar que en ningún lugar del canal principal existan profundidades menores a las estipuladas.

 

Compromiso

 

“Este hito no sólo significa un trabajo clave para asegurar la operatoria de los puertos locales, sino también una obra estratégica para el país, al garantizar, con una profundidad suficiente, las exportaciones de granos y otros productos, sobre todo cuando la sequía en el norte dificulta la navegación a plena carga de los buques por la hidrovía del Paraná”, destacó la compañía.

 

“A través de estas obras de dragado, Jan de Nul continúa profundizando el desarrollo y crecimiento de la Argentina, como lo viene haciendo hace 25 años en el país, impactando positivamente en los puertos y en las vías navegables tan necesarias para llevar la producción nacional al mundo”, concluyeron.