El Constructor

Avanzan con la reparación integral de la RN7 en Mendoza

Mendoza - RN7

Vialidad

El Gobierno puso en marcha la obra de reparación integral de un tramo de 45 kilómetros de la Ruta Nacional 7, en la provincia de Mendoza, que sirve de acceso a Chile mediante el Paso Internacional Cristo Redentor, utilizado a diario por unas 4000 personas y considerado uno de los más importantes del Mercosur.

 

Los trabajos del trayecto, que se extiende de Potrerillos a Uspallata, en la Cordillera de los Andes, abarcan la pavimentación de banquinas, la reparación de las juntas del puente sobre el río Mendoza y la instalación de un nuevo sistema de señalamiento.

 

La obra, llevada adelante por el Ministerio de Transporte a través de Vialidad Nacional con una inversión superior a los 400 millones de pesos, se completará con la repavimentación de otros 23 kilómetros de Potrerillos al Complejo Aguas del Pizarro.

 

La mejora integral de la RN 7 forma parte del megaproyecto Sistema Cristo Redentor, iniciativa que contempla más de 750 millones de dólares de inversión, financiados por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

 

Contempla la construcción de autopistas y variantes, la rehabilitación del corredor, la ejecución de obras de seguridad y la refuncionalización del sistema de túneles internacionales.

 

El Cristo Redentor es el paso más importante del país para el transporte de carga con Chile, por lo que una vez concluida, la obra tendrá un impacto favorable, especialmente para Mendoza y la economía regional.

 

Además, es la conexión con mayor nivel de tránsito entre la Argentina y Chile y forma parte de uno de los corredores bioceánicos más relevantes de la región que vincula en línea recta el puerto de Buenos Aires (Atlántico) con el puerto de Valparaíso (Pacífico).

 

Su construcción data de 1980, se encuentra ubicado a 3186 metros sobre el nivel del mar.

 

Sobre el mismo recorrido, también avanza, con una inversión de más de 3000 millones de pesos, la construcción de la variante Palmira-Agrelo, una autopista de 38 kilómetros que será una alternativa rápida y segura para eludir el ingreso del tráfico pesado a la ciudad de Mendoza.